Escritoras japonesas, las 3 mejores

Escritoras japonesas
Photo by Tomáš Malík on Pexels.com

Todos los amantes de la literatura sabemos que la tradición japonesa ha producido una extensa obra literaria que va desde el arte del Haiku hasta la novela. Si eres un lector ávido seguramente te has encontrado con grandes autores japoneses como Haruki Murakami o Ryunosuke Akutagawa. Sin embargo, son pocos quienes conocen la exquisita obra de estas 3 escritoras japonesas. Es por eso que aquí en Libros Recomendados club te traemos un listado de las 3 mejores y algunos de sus libros más recomendados. No te lo pierdas.

Pero antes ¿por qué leer literatura japonesa?

Escritoras japonesas ¿por qué debería leerlas?

Escritoras japonesas, las 3 mejores
Photo by John-Mark Smith on Pexels.com

Durante siglos, la literatura japonesa ha sido un ejemplo de brevedad, sentimiento y sutileza. Sin embargo son pocos los que, centrados en la narrativa europea, se entregan al deleite de la tradición de este maravilloso país asiático. En Libros Recomendados Club nos dedicamos a recoger las grandes obras de la literatura antigua y contemporánea. Es por eso que te invitamos a ver la naturaleza, el amor y la vida desde la perspectiva de estas 3 grandes escritoras japonesas. Vamos a ello.

¿Quiénes son las 3 mejores escritoras japonesas?

Está bien, ya te convencimos de adentrarte en el maravilloso mundo de las escritoras japonesas. Ahora te debes estar preguntando ¿quiénes son las mejores? No te preocupes, nosotros nos deleitamos con la obra de estas maravillosas autoras y te traemos una lista selecta.

1. Murasaki Shikibu (978-1014)

Top de escritoras de Japón
Photo by icon0.com on Pexels.com

¿Quién crees que escribió la primera novela japonesa? Probablemente te imaginas a un venerable anciano escribiendo con tinta negra sobre duros pergaminos. Mi amigo lector, lamento decirte que estás equivocado. De hecho, la primera novela japonesa en la historia fue escrita por una mujer. Más precisamente, por Murasaki Shikibu.

Esta magnífica escritora japonesa, además de escribir la primera novela en la historia de su país, ejerció como poeta y cortesana durante el siglo XI. En caso de que te estés preguntando por el nombre de la novela que le dio este título, la puedes encontrar como «Genji Monogatari» o «La novela de Genji». Puedes conseguirla haciendo click en el link que dejamos para ti más abajo.

Además de ser la primera novelista japonesa, Murasaki Shikibu se lleva el lugar de pensadora. Durante su vida se dieron cambios en la regencia de Japón. Esto la llevó a contemplar su sociedad desde una perspectiva pre existencialista basada en la superficialidad vacía de la clase aristocrática de su país. Sin duda una maravillosa pensadora y escritora japonesa.

Genji Monogatari

2. Noe Itō (1895-1923)

Arquitectura japonesa
Photo by Pixabay on Pexels.com

Noe Itō es la segunda escritora listada en nuestro top 3. Esta escritora japonesa ejerció como crítica social feminista, anarquista y académica. Desde muy joven, alrededor de los 14 años, comenzó a trabajar en la oficina de correo de su pequeña isla natal. Un par de años luego se trasladó a Tokio para ingresar al instituto femenino de Ueno. Algunos años más tarde decide casarse con un hombre llamado Fukutaro, que le presentó la oportunidad de pasar un tiempo en Estados Unidos, un país que ella deseaba conocer. Sin embargo, al igual que muchas otras escritoras, Noe Itō enfrentó una gran decepción a manos de su esposo. Este, quien había prometido llevarla a Estados Unidos y financiar su educación, no cumplió sus compromisos. Fue así que Noe Itō decidió poner fin a su matrimonio para seguir con su educación.

Finalmente, en 1915, la escritora japonesa se unió a la sociedad feminista Seitō, donde trabajó en la elaboración de la revista de arte y cultura feminista del mismo nombre. Itō tuvo dos hijos con su antiguo profesor, Jun Tsuji y posteriormente se separó de él para casarse con Sakae Ösugi. Sin embargo, un par de años después, en 1923, ambos fueron asesinados a manos de un escuadrón de policías durante el caos provocado por el Gran Terremoto de Kantō. De este hecho nace una película titulada «Eros+masacre».

Como podrás imaginarte, su obra fue prolífica y trató, en gran medida, la emancipación de la mujer y la anarquía. Puedes encontrarla en internet, aunque sus libros son bastante escasos.

3. Mari Mori (1903-1987)

Cultura y novela japonesa
Photo by Aden Ardenrich on Pexels.com

Si alguna vez te has dedicado a conocer la tradición literaria japonesa, seguramente conoces a Mori Ōgai. Mori Ōgai fue un reconocido escritor japonés y, además, el padre de Mari Mori, la escritora que te presentaremos a continuación. Mari Mori nació en Tokio y es la tercera escritora japonesa en nuestro top 3. En su obra se puede entrever algo del profundo amor que esta escritora tuvo por su padre, quien murió cuando ella tenía 19 años. Su narrativa parece centrarse en historias de amor gay entre un hombre mayor y otro más joven. Este novedoso objeto de narración, aunado a una maravillosa técnica narrativa y ensayística convirtió a Mari Mori en ganadora de un sin número de concursos y premios.

En cuanto a la vida personal de esta escritora japonesa, se puede decir que tuvo dos matrimonios fallidos y que, tras divorciarse de su segundo esposo, Mari Mori decidió vivir sola y dedicarse a la escrtura. Esto, sin duda, es una fortuna para nosotros, sus lectores. Encontrar sus textos es una tarea bastante complicada. Es posible conseguir algunas versiones digitales en internet.

¿Conoces más escritoras japonesas?

Si este artículo te ha gustado, prueba leyendo nuestra entrada sobre escritoras argentinas. Seguro lo disfrutarás. Además, si esta entrada te fue útil, no olvides compartirla con tus amigos y familiares, seguro a ellos también les encantará. Recuerda que tus comentarios son muy importantes para nosotros. No olvides contarnos cómo te fue leyendo estos libros y si crees que nos hizo falta alguno. 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Tema: Baskerville 2 por Anders Noren.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: